Nuestras redes sociales:

Vida Activa: Fomentando la Salud en la Tercera Edad a Través del Ejercicio

La importancia de la actividad física es innegable a lo largo de toda nuestra vida, pero cobra un valor aún mayor en la tercera edad. Los adultos mayores experimentan cambios notables, como la reducción de la actividad física y la tendencia a volverse menos activos. Esto se asocia con un aumento en los problemas de salud, la pérdida de capacidad funcional y la disminución de la vida social.

Es crucial comprender que la actividad física es un componente esencial del autocuidado en todas las etapas de la vida, y su relevancia es aún mayor para los adultos mayores. El ejercicio regular no solo mantiene y mejora la fuerza, resistencia y flexibilidad, sino que también influye positivamente en el estado de ánimo, la calidad del sueño y la prevención de enfermedades como la osteoporosis. Además, contribuye a reducir el riesgo de caídas, un peligro significativo en esta etapa de la vida.

En CEFA, reconocemos la importancia de fomentar la actividad física en la tercera edad. Entendemos que la inactividad puede ser más perjudicial que el propio proceso de envejecimiento. Por esta razón, alentamos a los adultos mayores a mantener un estilo de vida activo y saludable. Para lograrlo, proporcionamos las siguientes recomendaciones:

  1. Realizar ejercicios de estiramiento para mejorar la postura y la flexibilidad.
  2. Incorporar ejercicios de soporte de peso para aumentar la agilidad, la fuerza y el equilibrio, fortaleciendo huesos y masa muscular.
  3. Participar en actividades programadas, como caminatas, trote suave, baile y otras.
  4. Aprovechar las tareas domésticas como oportunidades para la actividad física, como subir escaleras, barrer, jardinear y limpiar.
  5. Escoger actividades físicas que brinden bienestar y disfrute, realizándolas al menos tres veces por semana.
  6. Conocer las propias limitaciones y mantener un ritmo de ejercicio adecuado para evitar la fatiga.
  7. Consultar a un médico antes de comenzar una rutina de ejercicios, especialmente si existen condiciones médicas preexistentes.
  8. Recordar que el ejercicio no está limitado al entorno de un gimnasio, y puede incluir actividades como caminar enérgicamente y bailar.
  9. No dejar de mantenerse activo en invierno a pesar del clima frío.

 

En CEFA, nos comprometemos a promover un estilo de vida saludable para los adultos mayores. Nuestras cuidadoras a domicilio están capacitadas para brindar apoyo en la realización de ejercicios y garantizar el bienestar físico de sus seres queridos. Si necesita servicios de cuidados domiciliarios para adultos mayores, no dude en contactarnos. Estamos aquí para satisfacer sus necesidades y mejorar la calidad de vida de sus seres queridos en la tercera edad.

Nuestras recomendaciones de ejercicios para adultos mayores